Acceso directo al contenido

Vitrectomía

Imprimir
Etiquetas:
Especialidades:
  • Quirófano

¿En qué consiste la vitrectomía?

La vitrectomía es una cirugía ocular que se utiliza para extraer el vítreo, un gel que rellena la cavidad ocular.?

Este procedimiento se realiza de manera ambulatoria, bajo anestesia local con sedación. El paciente, aunque está despierto, no siente dolor ni ve la cirugía que se está efectuando. La duración de esta cirugía varía en función de la patología que se va a tratar.

Una vez terminado el procedimiento, se coloca un parche sobre el ojo operado, el cual  será removido por el médico al día siguiente en la consulta.

Se indicará tratamiento con distintas clases de gotas en el ojo operado. Estas consisten en:

  • una combinación de antinflamatorio y antibiótico, para disminuir la inflamación y evitar infecciones
  • gotas ciclopléjicas  para disminuir las molestias y  dar inmovilidad a  la pupila
  • algunas  veces es necesario también agregar gotas para controlar la presión intraocular.

Durante el postoperatorio, se requieren varias visitas de seguimiento durante el primer mes, que se harán menos frecuentes en los meses siguientes de acuerdo al progreso individual de cada paciente. 

 

¿Cómo se realiza la vitrectomía?

 Este procedimiento se lleva a cabo con  instrumentos muy pequeños :

  •  Una luz de fibra óptica para iluminar la retina, 
  • una cánula de irrigación que mantiene la presión intraocular 
  • y un instrumento que corta y extrae el vítreo llamado vitrectomo. 

Estos  instrumentos son introducidos dentro del globo ocular a través de pequeñas incisiones en su pared externa o esclera. Otros, como pinzas, tijeras y sondas de láser, también son utilizados durante la cirugía.

Al extraer el vitreo, el ojo puede rellenarse de gas, aire o aceite de silicona líquido, en función de la patología que se va a tratar. En estos casos, es muy probable que el paciente deba mantener una postura estricta, ya sea boca abajo o de costado, durante algunos días. Se debe evitar dormir boca arriba durante un  tiempo, para  así disminuir el desplazamiento anterior de la burbuja de gas o del aceite de silicona, cosa que podría  acelerar  la   formación   de   catarata,  aumentar  la presión intraocular o dañar la córnea.  Esto le será indicado con detalle  por el oftalmólogo. 

Cuando el ojo está lleno de gas, la visión es muy pobre. A medida que la burbuja se hace más pequeña, el paciente notará que la visión mejora. El gas es absorbido por el ojo lentamente, en un período de tiempo que puede durar dias o  semanas, dependiendo del tipo de gas que se utilice. El paciente debe evitar viajar en avión o subir a grandes altitudes mientras la burbuja de gas permanezca en su ojo, ya que la disminución de la presión atmosférica provoca que la burbuja se expanda, aumentando la presión del ojo a niveles peligrosos. 

A diferencia de el gas, el aceite de silicona no se reabsorbe, por lo que deberá ser retirado mediante una nueva cirugía, cuando el oftalmólogo lo crea conveniente. Tener el ojo lleno de aceite de silicona no es impedimento para viajar en avión.

En algunas ocasiones, durante la vitrectomía se podrán realizar otros procedimientos paralelos, como extraer  una catarata o una lente intraocular o llevar a cabo un trasplante de córnea en caso de que el cirujano considere necesario.

 

¿En qué casos está indicada la vitrectomía?

Algunas enfermedades, principalmente de la retina, son susceptibles de ser tratadas mediante vitrectomía. Es el caso de:

- Desprendimiento de retina

- Retinopatía diabética

- Hemorragias intraoculares

- Traumatismos oculares

- Enfermedades de la mácula: agujeros maculares, membranas epiretinianas, etc

- Patologías relacionadas con la alta miopía.

 

En algunos casos de inflamación intraocular o uveítis, la vitrectomía se indica principalmente para tratar complicaciones derivadas de la enfermedad.  

También puede realizarse para corregir algunas complicaciones de la cirugía de cataratas y  en combinación con algunas cirugías de glaucoma.

 

Exámenes  previos

Antes de la intervención, se realiza un exámen ocular completo, que incluye:

  • Revisión del fondo de ojo bajo dilatación pupilar.
  • Tomografía de Coherencia Óptica Retiniana  u OCT
  • Angiografía fluoresceínica
  • Pruebas  electrofisiológicas
  • Ecografía ocular
  • Biometría

El paciente también deberá realizarse una analítica y un electrocardiograma, como  preoperatorio general, y  deberá  informar, de manera detallada, a su médico de sus antecedentes médicos,  las enfermedades  que  sufre  actualmente y los tratamientos médicos que está realizando.

 

Posibles complicaciones de la vitrectomía

Los riesgos de una vitrectomía son menores que los beneficios que se esperan para mejorar la visión después de la intervención.

Algunos de los posibles complicaciones son:

  • sangrado postoperatorio 
  • desprendimiento de retina
  • aumento de la presión ocular en el postoperatorio
  • catarata
  • infección

 

La intervención paso a paso

 

 

Contenidos relacionados

Noticias relacionadas

Te puede interesar